miércoles, 17 de febrero de 2010

factores favorecen la roya en café

Cuidados Para evitar daños
»Sonvariaslas
medidas que se
deben aplicar en
distintas épocas,
para evitarla

Hojas amarillentas, con puntos o manchas anaranjadas en su envés.No es difíci identificar los arbustos de café afectados por la roya.
Lo que se dificulta, si no se siguen los pasos adecuados, es controlar la enferme-
dad antes de que provoque severas pérdidas.
La roya del café es causada por un hongo (Hemileia vastatrix). El polvillo anaranjado que se aprecia en las manchas formadas en las hojas son las esporas que se diseminan con facilidad.

Los arbustos afectados por la enfermedad se debilitany, conello, sereducela cosecha. Las condiciones se pueden agravar si hay poca fertilización y exceso de sombra.

EL PROCESO
Existen productos químicos específicos para combatir la roya del café y se aplicancon bombas fumigadoras. Sin embargo, su uso será sólo una parte del proceso para evitar nuevas infestaciones .
El caficultor debe tomar en cuenta que este hongo se desarrolla cuando hay abun dante humedad y sombra en los arbustos.

Por ello, será importante la poda ordenada y periódica de la sombra en cafetales, como un procedimiento para impedir que se den las condiciones ideales para la multiplicación del hongo.
Con adecuada iluminación solar y corrientes de aire, difícilmente se reproducirán las esporas.
La Fundación Salvadoreña para Investigaciones del Café (Procafé) explica que entre los factores que favorecen el desarrollo de la roya del café se encuentran el hecho de que persistan temperaturas de entre 24 y 26°C; que se forme una película de agua sobre la superficie de las hojas por lo menos durante seis horas y que los cafetos permanezcan en oscuridad o penumbra.

Los técnicos de la entidad expresan que si los cafetos tienen daños en las raíces causados por ataques de insectos u hongos, permanecerán débiles y serán más susceptibles a la enfermedad.
Es igual si los cafetales han tenido una alta producción y son mal fertilizados.
Generalmente, la enfermedad se incrementa a partir de agosto y llega a los nivelesmáximosdeinfección entre noviembre, diciembre y enero.
Sinembargo,se debe tener claro el concepto de que combatir la roya sólo con fungicidas no es lo adecuado ni resulta rentable.
Es mejor mantener controles de la sombra en las plantaciones, definir sistemas adecuados de fertilización y renovar los cafetos viejos, que son más sensibles a la enfermedad.
Es adecuado además mantener libre demalezas la plantación ya que estas además de competir por alimentos y agua conlos arbustos, favorecen el desarrollo de plagas.
El caficultor debe ser muy consciente de que los daños que causa la roya al favorecer la caída de las hojas de los arbustos, afectan no sólo el rendimiento inmediato, sino también los de años próximos.
ES SENCILLO identificar los daños por roya en el envés de las hojas del cafeto. Para evitarlo, hay que aplicar diferentes medidas.